Envíanos sugerencias
Futuro
3 min de tu tiempo

Método de los sobres, el éxito del ahorro tradicional

El método de los sobres resurge en plena era tecnológica como uno de los favoritos para conseguir ahorrar

El ahorro sigue siendo una asignatura pendiente en nuestro país, aunque cada vez somos más conscientes de la necesidad de crear este hábito. Según la neurociencia, el cerebro tarda entre  21 y 66 días en adquirir un hábito. Una vez superada esta barrera lo habrá integrado y será tu propia mente la que te motivará a hacerlo. Esto ocurre con la normalización de ciertas rutinas como el deporte, dejar de fumar, eliminar cierto alimento de tu dieta y, por qué no, también con el hábito de ahorrar.

El ahorrador no nace, se hace

Seguramente todos conozcamos a personas que cuentan con ingresos inferiores a los nuestros y, sin embargo, siempre tienen una cantidad de dinero ahorrado. Y es que el éxito en el ahorro no depende de la cantidad de dinero que ingresemos, sino que la teoría nos dice que el gasto se expande hasta absorber la totalidad de los ingresos. Para evitarlo, es necesario crear un sistema de ahorro que nos permita, primero, incorporar el hábito, y después, mantenerlo en el tiempo para conseguir unos ahorros que nos aporten estabilidad y en el largo plazo la perseguida libertad financiera. El método de los sobres es uno de ellos.

¿En qué consiste el método de los sobres?

El método de los sobres es una técnica de ahorro que lleva viva más de un siglo, pero no por ello se ha quedado obsoleta o ha perdido eficacia. Su origen proviene de la época de la gran depresión económica de Estados Unidos y la posguerra europea tras la Segunda Guerra Mundial, en la que los salarios se cobraban en metálico.

Se trata de dividir los ingresos que se perciben cada mes en diferentes “sobres” categorizados por partidas.

Es posible que el concepto “sobres” hoy en día se haya quedado obsoleto porque las nuevas tecnologías nos ofrecen opciones mucho más prácticas a través de herramientas de control. Sin embargo, todos lo expertos en ahorro coinciden en que la mejor manera para ser conscientes de nuestros ingresos y gastos y tomar el control de nuestras finanzas es realizar todas nuestras operaciones con dinero en efectivo.

Cómo llevar a la práctica el método de los sobres

Crea categorías

El primer paso es crear categorías para los diferentes tipos de gastos que afrontemos cada mes. 

  • Gastos fijos. Aquellos que se repiten periódicamente, como el pago de la hipoteca o el alquiler y facturas de consumo mensual.
  • Gastos variables. Aquellos que solo tengamos que afrontar en momentos determinados, como el pago del seguro del coche o de hogar.
  • Gastos extraordinarios. Aquellos destinados a cubrir cualquier imprevisto como la factura del fontanero ante una avería puntual.

La idea es tener tantos sobres como categorías. Algo parecido a un presupuesto en el que se asignan diferentes partidas. Al hacer este ejercicio, además de dar el primer paso en tu rutina de ahorro, estás siendo plenamente consciente de tu economía, del dinero del que dispones, de cómo y en qué lo gastas.

 


 

Distribuye tus ingresos 

Una vez creada tu estructura financiera, el siguiente paso es proceder a colocar cada partida en cada uno de los sobres, de forma que esa cantidad de dinero estará destinada única y exclusivamente a ese gasto concreto.

Seis sobres para un ahorro infalible

SOBRE 1: Gastos (55%)

Se recomienda destinar un 55% de tus ingresos a cubrir los gastos de necesidades básicas, como alquiler, hipoteca, facturas, alimentación, etc.

SOBRE 2: Ahorro (10%)

Un 10% de los ingresos se destinan a crear tu plan de ahorro a largo plazo. Esto quiere decir que lo que deposites aquí debe de permanecer intocable hasta que alcances, al menos, un tercio de tus ingresos anuales. Descubre como optimizar tus ahorros aquí.

SOBRE 3: Inversión (10%)

A esta categoría se destina en un principio otro 10% de los ingresos. Posteriormente, y una vez alcanzado en el sobre de ahorro un tercio de tus ingresos anuales, podrás aumentar esta cantidad.

La inversión será la que haga al ahorro rentable, la que pondrá tu dinero a trabajar por ti. Respecto a los tipos de inversión, puedes elegir aquella con la que te sientas más cómodo en función de tu perfil.

SOBRE 4: Formación y autorrealización (10%)

La formación debe de ser continua y más en la era que nos ha tocado vivir. Esta formación puede ser en forma de libros, ebooks, asistencia a eventos de tu sector, networking, cursos online, etc. Es la forma más eficaz de invertir en tu futuro para potenciar tu crecimiento personal y profesional.

SOBRE 5: Ocio (10%)

El ocio es totalmente necesario en la vida de cualquier persona; por ello, dedicaremos otro 10% de nuestros ingresos a divertirnos. La socialización forma parte de nuestra naturaleza y es importante contribuir a nuestro bienestar realizando actividades diversas como salir al cine o al teatro, cenar con amigos o con la familia, asistir a un concierto, etc. La teoría nos dice que resulta necesario gastar esta cantidad en uno mismo, porque divertirse también es importante. Pero recuerda gastar solo un 10% de tus ingresos.

SOBRE 6: Donaciones (5%)

El sobre 6 es opcional, pero según la teoría de los sobres también muy necesario para que todo fluya. Consiste en crear un sexto sobre y aportar una cantidad de dinero a donaciones. No importa que sea 1 € o 100 €, todo suma, y crea armonía además de aportar una gran satisfacción personal. Todos tenemos una causa en la que creer. Apuesta por ella y aporta cada mes tu granito de arena.

Puede que estés pensando que llevar este método a la práctica resulte engorroso y poco práctico, pero no olvides que tú eliges la forma. Puedes optar por tener diferentes cuentas bancarias y mediante la banca electrónica distribuir tus ingresos a cada una de ellas. Recuerda que lo importante es el fondo, el objetivo que vas a conseguir con él: ahorrar.

Sigas el método que sigas, hay un elemento común a todos ellos: la disciplina que implica constancia y sinceridad con uno mismo.

 
 
 

 

 

 
Fotografías de Diana Akhmetianova y Christian Dubovan en Unsplash
-Temas relacionados-