movi-image-capacidad-endeutamiento-pedir-hipoteca-1
Envíanos sugerencias
Vivienda
4 min de tu tiempo

¿Qué es la capacidad de endeudamiento y cómo influye al pedir una hipoteca?

21/12/2021

Antes de solicitar un préstamo hipotecario hay que tener presentes los ingresos y los gastos fijos del futuro propietario para saber a qué financiación puede optar

La capacidad de endeudamiento de una persona hace referencia a la cantidad de deudas que puede asumir sin riesgo de caer en impagos o en morosidad, teniendo en cuenta sus ingresos y sus gastos fijos. Cuanto menor sea el endeudamiento de una persona, mejor será su salud financiera y, por lo tanto, podrá destinar más dinero a otros gastos o al ahorro.

A la hora de pedir una hipoteca, es importante tener presente cuál es la capacidad de endeudamiento del titular, ya que de esta depende el importe a financiar y la cuantía de las cuotas mensuales. Se trata de uno de los principales requisitos que analizan las entidades bancarias para conceder el préstamo.

Cómo calcular la capacidad de endeudamiento

Los expertos recomiendan que el comprador de la vivienda no destine más del 30% de sus ingresos mensuales al pago de las cuotas de la hipoteca. En caso de tener además otras deudas, la recomendación es que el porcentaje total destinado no sea superior al 35%.

Cabe recordar que la financiación que ofrecen los bancos para comprar un inmueble no supera el 80% de su valor de tasación. Esto significa que una persona que quiera adquirir una vivienda debe tener ahorrado, al menos, el 20% restante, a lo que tiene que añadir entre un 10% y un 15% derivado de los gastos asociados a la compraventa, como la notaría, la gestoría, la inscripción en el Registro de la Propiedad o el pago de impuestos.

Para calcular la capacidad de endeudamiento, hay que restar sus gastos a los ingresos del titular de la hipoteca y multiplicar el resultado por 0,30 (o por 0,35 en el caso de que existan otras deudas además de la hipotecaria). La cifra obtenida con este cálculo es la cantidad máxima que una persona puede destinar al pago de la vivienda y otras deudas al mes.

Los ingresos mensuales incluyen tanto las nóminas como el rendimiento de otros productos como, por ejemplo, un depósito a plazo, un fondo de inversión o, si la tuviera, una vivienda en alquiler.

Por su parte, entre los gastos básicos se encuentran aquellos que se realizan en el día a día destinados a cubrir las necesidades esenciales como la alimentación, la ropa o el transporte.

Calculadora: descubre cuánto deberías pagar por tu vivienda

No obstante, en el caso de que la cuota sobrepase ese 30%, tal y como afirma Laura Forradellas, especialista en hipotecas de Banco Sabadell de Sant Cugat, se puede compensar con el plazo: “Lo que podemos hacer es alargar un poco más en años la hipoteca para que la cuota se ajuste y no pasarnos del ratio de endeudamiento”.

 

El ‘scoring’ bancario

Para analizar la capacidad de endeudamiento de la persona que solicita una hipoteca, los bancos utilizan el scoring bancario. Se trata de una herramienta que, por medio de diferentes algoritmos que realiza un programa informático, sirve para decidir si es adecuado conceder o no un préstamo.

Para establecer la puntuación final del scoring, se valoran distintos elementos relativos al solicitante, como:

  • La capacidad de generación de ingresos, a través de las últimas nóminas si se trata de un trabajador por cuenta ajena. Estas son las condiciones si se es autónomo
  • La situación financiera, en especial, si tiene deudas activas
  • El historial crediticio
  • Distintos parámetros relacionados con su situación personal, como el estado civil, si cuenta con personas a su cargo o su edad

Además, los bancos consultan cualquier información sobre el cliente que pueda aparecer en ficheros externos, como las listas de morosos o la Central de Información de Riesgos (CIR) del Banco de España. También es frecuente que, para cerciorarse de la capacidad de endeudamiento, se solicite otra serie de documentos, como la última declaración del impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF), una copia del contrato laboral o información patrimonial sobre los bienes y los derechos tanto de los titulares como de los avalistas de la operación, en el caso de que los haya.

En cualquier caso, en este análisis previo de la capacidad de endeudamiento al solicitar una hipoteca, es recomendable contar con el asesoramiento de un experto como el de la entidad bancaria, que, entre otros cometidos, ayuda a guiar al futuro propietario durante todo el proceso y puede resolver cualquier duda que surja.

¿Quieres que un experto te aconseje sobre qué te interesa más sin ningún tipo de compromiso? Déjate asesorar por un especialista aquí

Calcula tu hipoteca
Descubre la cuota, los gastos y cuánto te financiamos.
CALCULAR
-Categorías y etiquetas-
up