movi-image-lavanguardia-ayudas-pymes-autonomos-1
Envíanos sugerencias
Pequeña empresa
4 min de tu tiempo

Estas son las ayudas que recibirán las pymes y los autónomos

21/05/2021

En los próximos meses, los negocios afectados por los estragos de la COVID-19 obtendrán las ayudas directas del paquete de 7.000 millones de euros aprobado por el Gobierno para todas las comunidades autónomas. De estos, Catalunya recibirá 993,3 millones de euros. El importe de la ayuda va de los 3.000 euros hasta los 200.000, si los solicitantes cumplen, entre otros requisitos, haber perdido un 30% de la facturación respecto al año anterior.

Ante la prolongación de los efectos de la pandemia, más ayudas esperan sufragar a un tejido empresarial especialmente afectado por la crisis. En un principio, negocios de 95 actividades podrán beneficiarse de las ayudas directas que el Gobierno repartirá en los próximos meses a través de las comunidades autónomas. El objetivo es que las pequeñas y medianas empresas (pymes) y los trabajadores por cuenta propia puedan costear el pago de proveedores, suministros, salarios, arrendamientos o reducir su deuda financiera.

El Gobierno publicó en el Real Decreto-ley 5/2021, de 12 de marzo, medidas extraordinarias de apoyo a la solvencia empresarial. Este decreto moviliza 11.000 millones de euros en inversión pública, de los cuales se destinan 7.000 millones de euros como transferencias directas para las autonomías, que en el caso de Catalunya suponen 993,3 millones de euros. “Las ayudas están centradas en las empresas afectadas por la COVID-19 y no en las que ya arrastraban problemas previamente”, explica Carmen Urraca, directora de Fondos Europeos de Banco Sabadell y quien lideró el pasado 12 de mayo el webinar ‘Ayudas directas a empresas y autónomos: información práctica organizado a través de HUB Empresa de Banco Sabadell.

“Es importante que los fondos se repartan con celeridad y que los mecanismos de reparto sean simples y transparentes”. Carmen Urraca, directora de Fondos Europeos de Banco Sabadell

¿Qué sectores podrán optar a estas ayudas?

Entre el casi centenar de ramas de actividad contempladas por la medida, se encuentran las relacionadas con la hostelería, el turismo y la cultura, el comercio al por mayor de alimentación y suministros de restauración, comercios minoristas, compañías de transporte y de alquiler de vehículos y la industria textil, entre otras. Sin embargo, se han quedado fuera unas 443 ramas de actividades, lo que supone un 82,3% de la Clasificación Nacional de Actividades Económicas (CNAE).

“En números son 355.713 sociedades mercantiles de un total de 2,2 millones. Es decir, una de cada seis. En el caso de los autónomos hay 397.281 de 1,3 millones, uno de cada tres”, detalla Anindya Saha, profesor de EAE Business School. “Si no pretenden extender los beneficios a otros sectores, el fin y el efecto de las ayudas no serán equitativos para la economía española”, advierte el experto.

Puede interesarte: Ayudas directas a empresas y autónomos: preguntas y respuestas

Tras la aprobación de este paquete de ayudas, el Gobierno realizó una modificación del Real Decreto-ley que permite a las comunidades autonómas incluir criterios adicionales a los ya establecidos y, de forma excepcional, otorgar ayudas a empresas viables que hayan tenido un resultado negativo en 2019 como consecuencia de circunstancias inusuales. “Las ayudas podrán llegar, además de a las actividades señaladas explícitamente, a otras actividades que se hayan visto particularmente afectadas en el ámbito de cada territorio”, destaca Urraca. 

Banco Sabadell cuenta con un simulador que permite a empresas y autónomos calcular el importe de las ayudas que podrían obtener

La mayoría de las comunidades autónomas ya ha realizado la tramitación necesaria para recibir el dinero del Estado y activar las convocatorias para los empresarios y profesionales de su territorio. Cada administración autonómica establecerá cómo se solicitan las ayudas, la gestión, el trámite y la resolución. El plazo se podrá realizar a través de las páginas web de cada comunidad.

Puede interesarte: Ayudas directas para empresas: las comunidades autónomas podrán ampliar los sectores beneficiarios

En el caso de Catalunya, la página web Canal Empresa de la Generalitat anuncia que, en breve, habrá más información al respecto. Se debe tener en cuenta que la fecha límite para la concesión de ayudas es el 31 de diciembre de 2021 o hasta que se agote el fondo de la línea de ayudas. La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, señaló recientemente que confía en que las ayudas lleguen a las pymes y a los autónomos durante este verano.

“También sería deseable que en las ayudas se tuvieran en cuenta los costes empresariales y no solo la pérdida de ingresos”, declara, por su parte, la directora de Fondos Europeos de Banco Sabadell. “Asimismo, la asignación de recursos a cada segmento empresarial debería ser consistente con la severidad de la crisis en cada uno de ellos”, añade. Para ella, “la política económica debe seguir salvaguardando al tejido productivo mientras dure el shock”.

¿Qué cantidades podrán recibirse?

Con este plan podrán beneficiarse empresas y autónomos que hayan tenido una caída de sus ingresos de como mínimo el 30% en 2020 con respecto al año anterior. Las ayudas cubrirán hasta un 40% de la caída adicional de ingresos de las microempresas y los autónomos (con hasta 10 empleados), y un 20% de las pérdidas para el resto de las organizaciones. Los autónomos que tributan en régimen de estimación objetiva recibirán una cantidad fija de 3.000 euros y el resto obtendrá una cuantía de entre 4.000 y 200.000 euros. 

"Si no pretenden extender los beneficios a otros sectores, el fin y el efecto de las ayudas no serán equitativos para la economía española". Anindya Saha, profesor de EAE Business School 

Un ejemplo práctico: Un autónomo que se dedica a la distribución de bebidas al por mayor y que tiene a cinco trabajadores a su cargo, registró en 2020 un resultado de 25.000 euros, frente a los 100.000 alcanzados en 2019. Es decir, que sufrió una caída en su facturación del 75% (superior al requisito del 30% para recibir la ayuda). Según el simulador de Banco Sabadell que permite calcular y solicitar estas ayudas directas, a este autónomo le correspondería una ayuda de 18.000 euros. 

Requisitos imprescindibles para los solicitantes

Para poder optar a estas ayudas, las empresas y los autónomos deberán tener su domicilio fiscal en territorio español, no estar en concurso de acreedores ni tampoco haber cesado su actividad cuando se haga la solicitud. Además, los solicitantes tendrán que estar al corriente de pagos de las obligaciones tributarias y de la Seguridad Social. Sobre este último aspecto, algunos expertos se muestran algo críticos con el requisito.

“Podemos asumir que, en muchos de los sectores gravemente afectados, habrá varias ocasiones de incumplimientos. Yo me preguntaría si es razonable no darles la posibilidad de reflotar su negocio y llevarlos al precipicio del cierre”, afirma el profesor de EAE Business School. Entre otros criterios, las empresas y los autónomos han de comprometerse a mantener su actividad hasta el 30 junio de 2022. Tampoco se podrán repartir dividendos en 2021 y 2022, ni incrementar las retribuciones de los altos directivos durante dos años desde la aplicación de las medidas.  

¿Son medidas 100% eficaces?

“Las ayudas serán efectivas si permiten evitar el cierre de empresas que no son solventes solo a consecuencia de la pandemia y que, una vez superado este proceso pueden obtener rentabilidades positivas, algo que tiene un elevado nivel de incertidumbre. Tiene más sentido listar condiciones que no listar sectores”, considera Pedro Aznar, profesor de Economía de Esade y director del grado en Global Governance, Economics & Legal Order.

Fotografía de Karolina Grabowska en Pexels
-Categorías y etiquetas-
up