Internacionalizar la empresa con la sostenibilidad como palanca
Envíanos sugerencias
Internacionalización y Competencia
4 min de tu tiempo

Crecer en el exterior a través de la sostenibilidad

Fri Feb 04 17:48:17 CET 2022

Hacer negocios en el exterior es una importante vía para crecer. Tener en cuenta el factor sostenibilidad hará que se tengan más oportunidades y que se atraiga más capital

Internacionalizar un negocio supone una auténtica palanca de crecimiento. Salir al mercado exterior teniendo en cuenta la sostenibilidad puede aumentar las posibilidades de éxito de cualquier empresa. Y es que, tal y como explica Regina Palla, subdirectora de sostenibilidad e impacto de COFIDES en el webinar ‘Internacionalización y Sostenibilidad, organizado a través de HUB Empresa de Banco Sabadell, “las organizaciones deben usar la sostenibilidad como herramienta para su internacionalización”.

“La sostenibilidad representa el principal desafío de las próximas décadas y tiene que ser asumido por todos los países y por todos los agentes sociales y empresariales”, señala Ricardo Santamaría, director de riesgo país y gestión de deuda de CESCE, que también participa en el webinar. Por ello, añade, “todos los proyectos dirigidos a la sostenibilidad van a contar con facilidades de financiación”.

“Todos los proyectos dirigidos a la sostenibilidad van a contar con facilidades de financiación”, Santamaría, CESCE

Hacer negocios sostenibles en la UE

En este sentido, el reto es “ser capaces de internacionalizar una empresa a través de inversiones que hagan compatible el crecimiento y la rentabilidad con el respeto a los entornos naturales y sociales”, señala Carlos Dalmau, director de Soluciones Internacionales de Banco Sabadell en la presentación del webinar.

Para hacer negocios fuera de las fronteras, uno de los principales aspectos que deben analizar las compañías es la normativa. La Unión Europea (UE) tiene una clara estrategia en la que los criterios ambientales y sociales son protagonistas y que es compartida por la mayoría de los países desarrollados. Así, “si una empresa se va a internacionalizar en la UE, es necesario que se familiarice con su taxonomía ya que, además, es probable que acabe siendo un estándar global”, afirma Palla. De hecho, es una normativa muy aplicada ya en Iberoamérica y en África.

Las actividades productivas bajas en carbono y los proyectos de mitigación del cambio climático son considerados sostenibles

Esta taxonomía comunitaria califica qué actividades se consideran sostenibles y cuáles no. Por ello, conviene acudir a los mercados internacionales sabiendo cómo se tipifican las actividades empresariales. Palla destaca que todas aquellas actividades productivas bajas en carbono y los proyectos de mitigación del cambio climático son considerados sostenibles. “Conviene, por tanto, contar con un profesional dentro de la empresa experto en esta taxonomía”, añade.

Más allá de cumplir con las normas de la región donde se hagan negocios, es clave tener en cuenta cómo se va a conseguir la financiación necesaria para internacionalizar la empresa. El sector financiero es quien va a exigir a las organizaciones que tengan políticas que garanticen la gestión de riesgos sociales y medioambientales. Es decir, “va a ser el pool de financiadores el que va a medir la sostenibilidad de la inversión que se realice”, explica la subdirectora de sostenibilidad e impacto de COFIDES.

 

 

¿A qué retos se enfrenta la economía global?

Además de la sostenibilidad, Santamaría señala la rivalidad entre China y Estados Unidos (EE. UU.) como uno de los principales retos de la economía mundial, ya que se ha convertido en el vector de las relaciones internacionales. En este escenario de cambios regulatorios, la UE tiene como elemento vertebrador el fondo europeo Next Generation EU, que tiene vocación de largo plazo como instrumento para financiar los cambios a los que se tiene que enfrentar la Unión.

El director de riesgo país y gestión de deuda de CESCE apunta también al riesgo que supone el envejecimiento de la población y su impacto en la sostenibilidad como uno de los desafíos de la economía global. Asimismo, pide no perder de vista la inflación, los cambios en las políticas monetarias y el elevado endeudamiento de algunos territorios.

Con todo, destaca Santamaría, existen importantes oportunidades para hacer negocios en el exterior. “Los mercados comunitarios van a acometer inversiones importantes, así como EE.UU. y Canadá, y las regiones en desarrollo”, afirma. Este experto también pone el foco en la inversión en energía. “A medida que los países se vayan acercando al cumplimiento de la neutralidad en carbono, las actividades intensivas en carbono estarán directamente prohibidas”, concluye.

Puede interesarte: descubre las claves para internacionalizar tu empresa de la mano de Banco Sabadell

 

¿Quieres saber cómo seguir creciendo?
Somos el banco que tu empresa necesita
Descubre por qué
-Temas relacionados-
up