Ayudas europeas para la energía renovable en tu empresa
Envíanos sugerencias
Inversiones y Ayudas
4 min de tu tiempo

Ayudas europeas para la energía renovable en tu empresa

13/12/2022

Empresas y autónomos pueden aprovechar las ayudas europeas para ser más eficientes energéticamente, ahorrar costes y mejorar su huella medioambiental.

El Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno (PRTR), subvencionado a través del fondo europeo Next Generation EU, ofrece por medio de diferentes convocatorias la financiación necesaria para que las empresas realicen instalaciones ligadas al autoconsumo y al almacenamiento con fuentes de energías renovables.

Las ayudas que se están poniendo en marcha para el autoabastecimiento energético redundan en una mayor competitividad para las compañías, en menores costes y en ventajas fiscales. Además de la reducción de la huella de carbono que generan con su actividad comercial, significan también un mayor compromiso por parte de la entidad con los criterios ESG (correspondientes a las siglas en inglés de factores ambientales, sociales y de gobierno corporativo) y una mejor imagen de marca.

Tramitación de las ayudas europeas

El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), entidad pública empresarial adscrita al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, es el organismo encargado de gestionar el programa de incentivos para la ejecución de instalaciones ligadas al autoconsumo y al almacenamiento con fuentes de energías renovables, financiado por medio del fondo europeo Next Generation EU. Se trata del programa de estas características de mayor importe de la historia, con un total de 660 millones de euros, ampliables a 1.320 millones. Las subvenciones se tramitan y se conceden a través de las comunidades autónomas.

Las empresas que pretenden acceder a las ayudas europeas deben dirigirse a las sedes electrónicas de los organismos que las convocan y seguir las instrucciones que se fijan en las bases para realizar la solicitud. Las peticiones se atienden por riguroso orden de presentación hasta el agotamiento de los fondos y pueden presentarse hasta el 31 de diciembre de 2023. Estas ayudas son incompatibles con otras que pudieran concederse para la misma finalidad, procedentes de otras administraciones o entes públicos o privados, nacionales, de la Unión Europea (UE) o de organismos internacionales.

La petición de la subvención debe ser presentada por la entidad responsable del proyecto de autoconsumo energético y la aprobación de la solicitud garantiza que la ayuda se concederá una vez ejecutada la instalación. A partir de este punto, la compañía cuenta con un plazo de 18 meses para ejecutar la obra y justificarla, y poder así recibir los fondos europeos. La empresa adjudicataria tendrá que acreditar el pago de las facturas asociadas a la actuación subvencionada que deberá permanecer instalada como mínimo durante cinco años.

Puede interesarte: Banco Sabadell te ayuda a descubrir las claves del fondo europeo Next Generation EU

¿Cuál es la cuantía de las ayudas europeas?

El presupuesto máximo subvencionado por proyecto asciende a 50 millones de euros y contempla la cobertura de la inversión en equipos y materiales, obra civil, equipamientos electromecánicos, hidráulicos, de control y auxiliares, sistemas de gestión y monitorización, y redacción de proyectos, memorias técnicas y dirección facultativa, entre otras actuaciones. Además, aquellas empresas que lo necesiten pueden solicitar también la retirada de cubiertas de amianto y la instalación de marquesinas para optimizar el uso del espacio.

Fondos europeos para grandes empresas y pymes

El montante de estas ayudas europeas varía en función de si el receptor es una gran empresa, una pequeña y mediana empresa (pyme) o un autónomo. En el caso de las placas fotovoltaicas, las ayudas van desde el 15% para una gran empresa hasta el 45% para una pyme con un sistema de autoconsumo inferior a 10 kilovatios (kW), que es la potencia que requiere un local comercial o un restaurante. Para la energía eólica, que permite obtener electricidad mediante aerogeneradores de pequeño tamaño, en cambio, la subvención oscila entre el 20% para la instalación en grandes empresas y el 50% para las pymes que contraten menos de 10 kW.

La financiación que se otorga para las instalaciones de baterías también varía entre el 45% y el 65%. Y, en el caso de la climatización con renovables, es decir, el uso de biomasa (que es la materia orgánica que al quemarse produce calor) o geotermia (que consiste en el aprovechamiento de las altas temperaturas del subsuelo), entre otros sistemas, la ayuda depende de la tecnología empleada, oscilando entre el 40% y el 70%. Estos porcentajes se incrementan un 5% en el caso de que las empresas estén ubicadas en municipios con menos de 5.000 habitantes.

Para una empresa, contar con el asesoramiento adecuado puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso en la recepción de las ayudas del fondo europeo Next Generation EU. Es recomendable contar con un gestor del banco que se encarga de informar, resolver dudas, ayudar con los trámites y aconsejar sobre las mejores opciones disponibles.

¿Quieres que un experto te aconseje sin ningún tipo de compromiso sobre qué le conviene más a tu empresa? Déjate asesorar por un especialista.

¿Quieres saber cómo seguir creciendo?
Somos el banco que tu empresa necesita
Descubre por qué
Fotografía de Expect Best en Pexels
-Temas relacionados-
up